No le dé más vueltas ¡Es Duque!

No le dé más vueltas ¡Es Duque!

Por: Mario Javier Pacheco.

En 1997 me desempeñaba como presidente del Partido Conservador en Norte de Santander y nuestro directorio se preparaba para derrotar al liberalismo que fungía desde la Cúpula chata con Sergio Entrena López.

El Partido estaba fracturado entre nueve movimientos y en la precampaña se insultaron tanto, que cuando definimos candidato, muchos odios se destilaron apoyando liberales. Casi perdemos la gobernación porque las heridas del fuego amigo no se cierran. Quedan abiertas y dan munición al enemigo.

En diez meses, el próximo 27 de mayo se elegirá al Presidente de Colombia en medio de la terrible polarización de quienes entienden que esas elecciones definen no solo un mandatario sino el futuro económico y social de Colombia, pues participan las FARC en cuerpo ajeno con Humberto De la Calle, Clara López, Jorge Robledo, Sergio Fajardo, Gustavo Petro, Piedad Córdoba, Claudia López y Roy Barreras: La “paz”; participan los que sí pero que no: el ex ministro y ex embajador Juan Carlos Pinzón y el ex vicepresidente Germán Vargas Lleras; también el movimiento militarista del general Mendieta Patria Nueva, que en la sombra apoya el general Naranjo para restar votos a Uribe; la oposición con Martha Lucía Ramírez y sus conservadores; el ex Procurador Alejandro Ordóñez, quien frenó junto a Uribe la implementación total del Socialismo siglo XXI; y participa el ex presidente Álvaro Uribe Vélez con cinco precandidatos: María del Rosario Guerra, Paloma Valencia, Carlos Holmes Trujillo, Rafael Nieto Loaiza e Iván Duque, quien tiene  notoria y evidente ventaja sobre sus compañeros en intención de voto. No es sino verlo en los foros y en sus giras. La gente se desborda de todos los partidos, sin distingo, para abrazarlo y ofrecerle su voto.

 

 

Poesía de Mario Javier Pacheco. Clic acá

Crónica de Mario Javier Pacheco, Clic acá

Azagaya política, clic acá

Azagaya columnistas, clic acá

Azagaya salud odontológica, clic acá

Azagaya historia, arte y cultura

Biografía de Mario Javier Pacheco, clic acá

e4f0ae38-8f09-4636-9c61-c4471dd5231c

Ha sido tan contundente la demostración de sus capacidades y su carisma a lo largo y ancho del territorio nacional que solo le quedan contradictores y enemigos en el Centro Democrático y en el uribismo, donde lo acusan de mamerto, traidor, muy joven, inexperto, caballo de Troya, nuevo Santos, de ganar una beca de Soros el decrépito millonario de Human Rights Watch; de admirar a Trodeau y a Macron. De ser el Mejor Senador de Colombia; de haber sido felicitado por la revista Semana, Julito Sánchez y Vicky Dávila; de haber escrito una carta de juventud contra el general Bedoya, de haber sido entrevistado por Daniel Samper;  de haber mandado tarde un trino de defensa a Uribe.

En fin, lo acusan de cuanto pelo le vean a un moño para sacarlo del juego, pero las acusaciones se cayeron de su peso por elementales razones: la primera por su estricta conducta personal y la transparencia total de su vida y su obra; la segunda es que efectivamente es el mejor senador de Colombia con un trabajo parlamentario impecable y muchas leyes logradas a favor de la niñez, la juventud, la mujer y la generación de riqueza; la tercera es que sus demandas y denuncias contra la paz de Santos y las FARC son las únicas que han obtenido impacto jurídico y constitucional;  y la última, porque Iván Duque fue formado políticamente por Álvaro Uribe Vélez, quien conociéndolo más que sus detractores, se limita a desdeñar la calumnia y la perversión de los comentarios y  a salir en su defensa: “Nuestros cinco precandidatos son excelentes. No permitamos que maltraten a Iván Duque patriota extraordinario”

La razón del Todos contra Duque en el seno de su propia colectividad, es simple, su verticalidad. El Centro Democrático fue dirigido por Oscar Iván Zuluaga durante muchos años y todos sus amigos están carnetizados para asegurar una continuidad singular que Duque no garantiza. Cuando Óscar Iván se retiró, el CD en lugar de unirse a Duque prefirió esperar que Luis Alfredo Ramos resolviera su injusta situación jurídica y para dilatar la decisión postularon a Charo Guerra y a Paloma Valencia que no cuajaron. Finalmente se lanzó Rafael Nieto Loaiza, quien ha manifestado que renunciaría si Ramos puede ser candidato. Muy loable pero muy peligroso, porque la demora nos hace seguir resbalando en las divisiones internas mientras las izquierdas ya avanzan unidas por la presidencia de las FARC

El Presidente Uribe advirtió que si los precandidatos estaban parejos, se realizaría una consulta para elegir el candidato, pero que si alguno mostraba evidente favoritismo los demás lo deberían respaldar. Esta es la opción, o cuando mucho una consulta abierta y pronta. El uribismo suma más que los carnets del Centro Democrático.

Quienes han sido candidatos saben del síndrome victorioso, un efecto de campaña cultivado por el ego y alimentado por el enjambre de aduladores que tapa el panorama y no deja saber lo que la gente sabe. que el preferido es Duque.

No demos más vueltas a la aguja, es hora de destejer las diferencias del Centro Democrático y oficializar el nombre de Duque, no nos pase lo de Cúcuta en 1997.

Coletilla. Sigue la corrupción e inmoralidad en el Ministerio de Cultura, Programa Nacional de concertación. Formulé queja por persecución política ante la Procuraduría.

www.mariojavierpacheco.com

@mariojpachecog

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Check Also

Madre, esta es tu historia

Por Mario Javier Pacheco   Ven mujer para